Archivo de la etiqueta: Agua

El Bautismo un Ritual de Purificación (Parte 3)

El bautismo es un mandamiento de Dios para ser seguido por los creyentes (Mateo 28:19). Sin embargo, no debe realizarse antes de ser verdaderos creyentes en Jesucristo. Hay quienes se bautizan como si fuera una forma para asegurar la salvación. Sin embargo, si no tenemos fe de nada nos sirve estar bautizados. Seguir leyendo El Bautismo un Ritual de Purificación (Parte 3)

El Bautismo un Ritual de Purificación (Parte 2)

Rituales de inmersión en agua en el Antiguo Testamento

En la primera parte vimos la importancia de ser santos, para poder acercarnos a Dios. De esta forma podremos estar con Él toda la eternidad. Dios, por Su gracia, nos limpia del pecado cuando ponemos nuestra fe en Su hijo Jesucristo y formamos parte de Su familia, como Sus hijos. ¡La salvación es un regalo precioso que recibimos por parte de Él! Seguir leyendo El Bautismo un Ritual de Purificación (Parte 2)

Génesis 1:9-10 – Día tres: La creación de la tierra y los mares

“Entonces Dios dijo: «Que las aguas debajo del cielo se junten en un solo lugar, para que aparezca la tierra seca»; y eso fue lo que sucedió. Dios llamó a lo seco «tierra» y a las aguas «mares». Y Dios vio que esto era bueno.”

“Que las aguas debajo del cielo se junten”

La forma en la que se describe este pasaje bíblico, es como, si la Tierra hubiera existido antes, pero hubiera sido sumergida en el agua. Después de que Dios (Elohím, en hebreo) lo dijo; se hizo de inmediato, las aguas fueron drenadas fuera de la tierra, dirigiéndose a su lugar designado; y las partes sólidas de la Tierra se convirtió en terreno seco dando vida a los continentes (Salmos 104:5-9).

Seguir leyendo Génesis 1:9-10 – Día tres: La creación de la tierra y los mares

Génesis 1:6-8 – Día dos: La creación del Cielo

Entonces Dios dijo: ”Que haya un espacio entre las aguas, para separar las aguas de los cielos de las aguas de la tierra” y eso fue lo que sucedió. Dios formó ese espacio para separar las aguas de la tierra de las aguas de los cielos y Dios llamó al espacio “cielo”. Y pasó la tarde y llegó la mañana, así se cumplió el segundo día.

El trabajo del “segundo día” es la creación del llamado “espacio” de los cielos. Después de la creación de la luz, el próximo acto creativo fue, según la cosmogonía Hebrea, la división del abismo acuoso primitivo, mediante una esfera sólida que aquí se denota con la palabra “cielo”. Las aguas están por encima de ella y por debajo ella.

Seguir leyendo Génesis 1:6-8 – Día dos: La creación del Cielo