La festividad de Tabernáculos (Sucot) y su significado profético (Parte 1)

Esta festividad es la séptima de las 7 festividades del Señor (YHWH) mencionadas en Levítico 23. En Jesucristo se da el cumplimiento de todas estas festividades, todo apunta hacia Él. Como cristianos, por lo general no estamos familiarizados con esto; sin embargo, en esta serie de artículos, le queremos mostrar el significado de estas fiestas solemnes en el calendario de Dios, su cumplimiento en Jesucristo, y la importancia que todo esto conlleva para nosotros como creyentes en la Palabra de Dios.

En este artículo veremos en qué consiste esta festividad, su origen, las fechas en las que se celebra, su representación, así como su significado profético. También conoceremos algunas de las tradiciones que actualmente observa la comunidad judía alrededor del mundo.

¿Qué es el Tabernáculo?

Cuando el pecado entró al mundo con Adán y Eva hubo una separación de Dios, y con el Tabernáculo se le daba a la humanidad una vez más la oportunidad de acercarse a Dios. Israel es la nación elegida para acercarnos al Señor, el Dios de Abraham, Isaac, y Jacob.

timna-replica-tabernaculo
El Tabernáculo tenía diferentes capas de carpas, una encima de otra, y era móvil lo que le permitía al pueblo de Israel montarlo y desmontarlo con facilidad durante su travesía en el desierto.

Después de la salida de Egipto del pueblo de Israel, en el que Dios sacó a Su pueblo de la esclavitud bajo el faraón de Egipto, los israelitas estuvieron en su travesía por el desierto hacia la Tierra Prometida. Mientras andaban en el desierto el Señor le dijo a Moisés que construyeran un Tabernáculo.

[El Señor le dijo a Moisés]” Haz que los israelitas me construyan un santuario para que Yo habite en medio de ellos. Deberán construir el tabernáculo y su mobiliario exactamente según el modelo que te mostraré.” — Éxodo 25:8 (NTV)

tabernaculo-desierto
Esta es una ilustración de los componentes del Tabernáculo.

El Tabernáculo era un santuario móvil, con una estructura exterior como de una carpa, y fue construido por los israelitas según las instrucciones del Señor. Estaba construido de tal forma que se podía ensamblar y desensamblar fácilmente, su mobiliario estaba equipado con anillos que permitían su fácil transportación, lo cual les permitía acampar en diferentes lugares en su travesía por el desierto. Para conocer más acerca de las partes que lo conforman como el Arca de la Alianza, el candelabro (menorá en hebreo), y su mobiliario, vea Éxodo 25, 26 y 27.

Dios le mostró a Moisés en el Monte Sinaí los planos que debía seguir para la construcción del Tabernáculo, el cual era como una réplica del verdadero Templo que se encuentra en el cielo.

“Ellos sirven dentro de un sistema de adoración que es solo una copia, una sombra del verdadero, que está en el cielo. Pues cuando Moisés estaba por construir el tabernáculo, Dios le advirtió lo siguiente: «Asegúrate de hacer todo según el modelo que te mostré aquí en la montaña»”— Hebreos 8:5 (NTV)

Dios iba a habitar ahí en el Tabernáculo, más tarde leemos en el libro de Levítico 16:2 el cumplimiento de esto: La presencia de Dios se encontraba en la nube sobre la tapa del Arca de la Alianza entre los querubines (Levítico 16:2).

“¡El Señor es rey!¡Que tiemblen las naciones! Está sentado en Su trono, entre los querubines. ¡Que se estremezca toda la tierra!” — Salmos 99:1 (NTV)

templo-salomon
El rey Salomón estuvo a cargo de la construcción del Templo. Los componentes del Tabernáculo fueron movidos ahí.

El Tabernáculo móvil fue utilizado por el pueblo de Israel por más de 400 años, hasta que se construyó el primer Templo por el rey Salomón. La consagración del Templo sucedió durante la festividad de Tabernáculos (ver 1 Reyes 7 y 8).

“Entonces Salomón mandó llamar a los ancianos de Israel y a todos los jefes de las tribus… para que fueran a Jerusalén. Ellos debían trasladar el arca del pacto del Señor desde su sitio en la Ciudad de David…hasta el templo. Así que todos los hombres de Israel se reunieron ante el rey Salomón durante el Festival de las Enramadas… Los sacerdotes y los levitas trasladaron el arca del Señor, junto con la carpa especial [tabernáculo] y todos los objetos sagrados que había en ella.” — 1 Reyes 8:1-4 (NTV)

Los orígenes de la festividad de Tabernáculos o Sucot

sukka-construccion-dibujo
La comunidad judía construyen sucot, que son como cabañas temporales, al celebrar la festividad de Tabernáculos.

La festividad de Tabernáculos o en hebreo Sucot, es también conocida como el festival de las Enramadas. También se le conoce como Festival de los Refugios; en la antigüedad se le denominaba el Festival de la Cosecha Final o el Festival de la Recolección (ver Éxodo 23:16). La festividad de Tabernáculos la encontramos en Levítico 23:33-44.

“El Señor le dijo a Moisés: «Da las siguientes instrucciones al pueblo de Israel: empieza a celebrar el Festival de las Enramadas [Tabernáculos] el día quince del mes señalado, cinco días después del Día del Perdón. Este festival en honor al Señor durará siete días. El primer día del festival deberás proclamar un día oficial de asamblea santa, en el cual no harás ningún trabajo habitual. Durante siete días presentarás ofrendas especiales al Señor. El octavo día es otro día santo en el que presentarás tus ofrendas especiales al Señor. Esta será una ocasión solemne, y en ese día no se permite ningún trabajo habitual.” — Levítico 23:33-36 (NTV)

En contraste con la festividad del Día del Perdón, la festividad de Tabernáculos es una ocasión de gran alegría y de dar gracias a Dios por todo lo que nos ha dado, coincidiendo con el final de la temporada de cosechas de granos y frutos.

 [Dice el Señor] “Recuerda que este festival de siete días en honor al Señor —el Festival de las Enramadas— comienza el día quince del mes establecido, después que hayas cosechado todo lo que produce la tierra. El primer y el octavo día del festival serán días para descansar completamente.”— Levítico 23:39 (NTV)

Y nos recuerda la proveeduría que Jesús nuestro Señor nos da en nuestras vidas, así como el significado profético hacia la cosecha de Dios al final de los tiempos.

“Jesús respondió: —El Hijo del Hombre es el agricultor que siembra la buena semilla. El campo es el mundo, y la buena semilla representa a la gente del reino. La maleza representa a las personas que pertenecen al maligno. El enemigo que sembró la maleza entre el trigo es el diablo. La cosecha es el fin del mundo, y los cosechadores son los ángeles.” — Mateo 13:37-39 (NTV)

¿Cuándo se celebra la festividad de Tabernáculos o Sucot?

sukka
Este es un ejemplo de una suca, un refugio temporal con techo hecho con ramas de árboles. La comunidad judía construye la suca a menudo en el patio de su casa, para conmemorar la festividad de Sucot.

Este año, la festividad comenzará al atardecer del 17 de octubre, 2016. Según las Escrituras ocurre 5 días después del Día del Perdón (Yom Kippur), comienza en el quinceavo día, y termina el 22º día del mes de Tishri, 5777. Es la séptima y última festividad que Dios le pidió a los Israelitas que celebraran en el año, acabando así Su calendario profético de redención.

En hebreo la palabra sucot es el plural de סֻכָּה – suca, que se refiere a la vivienda temporal que usaron los Israelitas durante 40 años en el desierto. Una suca es una especie de tienda, casa de campaña, o carpa, que les daba movilidad en el desierto.

Tradiciones judías de hoy en día en el Sucot

Hoy en día, hay judíos que construyen los “sucot” en los jardines de sus casas para celebrar la festividad de Tabernáculos. La comunidad judía vive en pequeños refugios temporales (sucot) en donde toman sus alimentos y hasta duermen durante los días de la festividad. Estos refugios les recuerdan el tiempo del Éxodo en el desierto, en el que sus ancestros vivieron en el desierto durante 40 años antes de llegar a la Tierra Prometida. Según tradiciones rabínicas, los techos los hacen con ramas que les permitan ver el cielo y las estrellas mientras duermen en ellos. Por eso, también se le llama la “Festividad de las Enramadas”.

[Dice el Señor]”Durante siete días todos ustedes, los que hayan nacido en Israel, vivirán en tabernáculos [refugios]. Así sabrán los descendientes de ustedes que, cuando Yo saqué de Egipto a los hijos de Israel, los hice habitar en tabernáculos. Yo soy el Señor su Dios.”— Levítico 23:42-43 (RVC)

lulav
Lulav

Otra tradición judía es ondear ramas de lulav (un bouquet hecho con hojas de palma, mirto y ramas de sauce atados; en su interpretación de Levítico 23:40-41) a los cuatro rincones de la tierra, mientras recitan los Himnos Hallel (Salmos 113 al 118), reconociendo la centralidad de Dios y Su soberanía como el Dios Todopoderoso quien reina sobre toda la tierra.

[Dice el Señor] “El primer día, recogerás ramas de árboles hermosos: pueden ser hojas de palmeras, ramas de árboles frondosos y de sauces que crecen junto a los arroyos. Luego celebra con alegría ante el Señor tu Dios durante siete días. Deberás celebrar este festival al Señor cada año durante siete días. Esta es una ley perpetua para ti, que se cumplirá en el mes establecido de generación en generación.” — Levítico 23:40-41 (NTV)

Esta festividad, al igual que las de la Pascua y Pentecostés son consideradas de peregrinaje, ya que según las Escrituras se requería que todos los hombres de Israel fueran a Jerusalén cada año, según Deuteronomio 16:16-17.

La suca y la vida temporal en este mundo

El tabernáculo (o suca) de cada israelita era sólo un refugio temporal, ya que no existía un verdadero descanso en el desierto, en todo momento dependían únicamente de la providencia de Dios, como el maná, protección contra los enemigos y los elementos, etc., mientras llegaban a la Tierra Prometida.

“Por sobre toda la gloria habrá un toldo que servirá de cobertizo, para dar sombra contra el calor del día, y de refugio y protección contra la lluvia y la tormenta.”— Isaías 4:5b-6 (NVI)

La suca es una representación de nuestra vida en este mundo, en el cual habitamos de forma temporal, solamente estamos aquí por un breve tiempo, y dependemos totalmente de Dios y de Su providencia y bendiciones; como creyentes estamos esperando que Jesucristo habite nuevamente entre nosotros.

“Haré con ellos un pacto de paz, un pacto eterno. Les daré su tierra y aumentaré su población, y pondré mi templo en medio de ellos para siempre. Haré mi hogar entre ellos. Yo seré su Dios y ellos serán mi pueblo. Y cuando mi templo esté en medio de ellos para siempre, las naciones sabrán que yo soy el Señor, quien hace santo a Israel”. — Ezequiel 37:26-28 (NTV)

En la parte 2 de este artículo revisaremos la ocasión en que Jesucristo fue a Jerusalén durante la festividad de Tabernáculos, y Su mensaje para el mundo. Hablaremos de la antigua ceremonia judía de verter el agua, la ceremonia de la luz y la relación de estas celebraciones con Jesucristo. También hablaremos de las profecías de Zacarías las cuales hablan acerca del Reino del Milenio de Jesucristo y de la festividad de Tabernáculos.

Continuar leyendo: La festividad de Tabernáculos  (Parte 2)